Blogia
LOS VERDES DE COLLADO VILLALBA "EQUO COLLADO VILLALBA"

COMUNICADO DE LA MESA DE LA UNIDAD DE LOS VERDES

COMUNICADO DE LA  MESA DE LA UNIDAD DE LOS VERDES

Madrid, 24 de abril de 2006

Los Verdes denuncian la incoherencia y la irracionalidad del gobierno en materia de energía y medio ambiente, y piden a Zapatero que cumpla sus promesas electorales

A medida que el antagonismo entre las pretensiones del Ministerio de Industria y Energía y las del Ministerio de Medio Ambiente se hacen más evidentes, resulta cada vez más difícil saber cual es realmente la política energética del gobierno de Zapatero. Desde la Mesa de Unidad de Los Verdes observamos estupefactos cómo, una vez tras otra, Narbona dice una cosa y Montilla lo contrario. Pedimos al Presidente del Gobierno, Rodríguez Zapatero, su intervención para poner fin a la escalada de declaraciones contradictorias de sus ministros, y que retorne a la coherencia y la racionalidad en materia de medio ambiente y política energética.

Según Cristina Narbona, ministra de Medio Ambiente, “todos los años mueren en España de forma prematura 16.000 personas por la contaminación atmosférica”. Estas 16.000 muertes prematuras son “diez veces más que las muertes anuales por accidentes de tráfico”. Narbona reconoce además que en España “están aumentando de manera vertiginosa los problemas pulmonares y las alergias, con especial incidencia en la infancia, aunque también se presentan en otros tramos de edad” y sugiere que la contaminación guarda una relación directa con el incremento de ciertas patologías, por lo que anuncia que “ha empezado a trabajar con Sanidad para hacer llegar mensajes a la ciudadanía y analizar un problema muy evidente, que es el efecto de la contaminación atmosférica en los niños más pequeños”.

Sin embargo, José Montilla, ministro de Industria y Energía, no muestra sensibilidad ante los graves problemas de salud pública generados por la contaminación a los que alude Narbona, no parece preocuparle ni la salud de los ciudadanos ni la contaminación atmosférica. Y entra en contradicción con Cristina Narbona cuando solicita al Consejo de Competitividad de la Unión Europea que se retrase la entrada en vigor de la norma anticontaminación Euro 5, ya que “puede afectar negativamente a la industria de la automoción española”, según sus propias palabras.

La Euro 5 es una norma establecida por la UE para controlar las emisiones contaminantes de vehículos, reduce en un 80% las emisiones de partículas de los turismos y en un 20% las de los óxidos de nitrógeno (NOx). Esta norma afecta especialmente a los motores Diesel, ya que producen tres veces más NOx que los de gasolina. Su entrada en vigor esta prevista para el 2010, aunque existen negociaciones para que se adelante la fecha en dos años. La medida se calcula que evitaría 15.000 muertes anuales por problemas de salud en la Unión Europea.

Cuando se trata de establecer prioridades entre la salud de los ciudadanos y los intereses comerciales de industrias tan contaminantes como la del automóvil, Los Verdes no tenemos duda de que Zapatero sabrá hacer prevalecer el sentido común y dará la razón a Cristina Narbona llamando al orden a José Montilla.

El presidente Zapatero debería amonestar a su Ministro de Industria y Energía también por sus declaraciones respecto a la energía nuclear, y recordarle que él mismo, en su discurso de investidura, dejó claro ante la ciudadanía que no es pertinente la pretensión de reabrir el debate sobre la energía nuclear cuando dijo que quería un modelo energético para nuestro país en el cual hubiera cada vez más energías límpias y cada vez menos energía nuclear.

Cuando Montilla pone en cuestión la vigente moratoria nuclear, no sólo contradice a Zapatero y enmienda las palabras del Presidente, su Presidente, en la sesión de investidura, sino que contradice de nuevo lo manifestado con reiteración por la ministra Cristina Narbona desde el Ministerio de Medio Ambiente: “he dicho muchas veces que la ener­gía nuclear no puede ser la respuesta para un mundo sin petróleo; no puede ser la respuesta porque tiene otro problema ambiental y de salud pública asociado que es la generación de residuos radioactivos”.

La Mesa de Unidad de Los Verdes considera que la Administración tiene la obligación de ser transparente y sincera ante los ciudadanos, que tienen derecho a saber cuales son las verdaderas intenciones de sus gobernantes. No se puede seguir diciendo una cosa desde un ministerio y la contraria desde otro.

Pedimos al gobierno, y a su Presidente Zapatero, una intervención urgente y sensata para poner fin a esta cadena de despropósitos, anunciando un calendario razonable para la desmantelación de las centrales nucleares, en el que necesariamente debe incluirse el cierre de las centrales de Garoña y Zorita para antes de que acabe este año.

Pedimos también a Zapatero y su gobierno que, en consonancia con sus promesas electorales, no autorice la construcción de la Refinería de Tierra de Barros, en Extremadura, y las numerosas centrales térmicas de ciclo combinado proyectadas. Y que cumpla rigurosamente con el Protocolo de Kioto. España debe contribuir, con el resto de países de todo el mundo, a detener el “Cambio Climático” antes de que sea demasiado tarde. Y no lo está haciendo.

El pasado 20 de abril, los medios de comunicación se hicieron eco de los datos ofrecidos por Comisiones Obreras sobre el gravísimo incumplimiento de los compromisos adquiridos por España en el Protocolo de Kioto. Según estos datos, que fueron comunicados a la prensa por un asesor del Ministerio de Medio Ambiente, las emisiones contaminantes españolas (gases de efecto invernadero) han aumentado hasta el 53% desde 1990. Es decir, un 38% más de lo que el Protocolo autorizó a España. Si bien es cierto que ese incremento era ya del 40% (un 25% más de lo autorizado) al finalizar la legislatura anterior, con un gobierno del PP, resulta evidente que el gobierno actual sigue alejándose cada vez más de los modestos objetivos fijados en el Protocolo de Kioto, que otorga a España la posibilidad de incrementar sus emisiones contaminantes hasta un máximo del 15% respecto a las emisiones de 1990.

Por todo ello, la Mesa de Unidad de Los Verdes reitera su llamamiento para que el gobierno de Zapatero retorne a la cordura, la sensatez y el sentido común en materia de medio ambiente y política energética, empezando por aprobar, con la máxima urgencia, una Ley de Protección de la Atmósfera que sustituya a la obsoleta ley franquista en vigor, que es de 1972, y un calendario para el abandono de la energía nuclear y su sustitución inmediata por fuentes no contaminantes de energía, aún cuando para ello sea necesario renovar el gabinete o sustituir a alguno de los ministros actuales.

Tal como, muy acertadamente, reconoce la propia Ministra de Medio Ambiente, “España se está quedando muy atrás en la apuesta por un modelo industrial más limpio”, porque queda “mucho que ganar, sobre todo en el campo de las energías renovables, donde hay empresas muy competitivas con proyectos pioneros de producción a gran escala de energía solar”.

La Mesa de Unidad de Los Verdes hace suyas estas palabras de Cristina Narbona, que son un clamor popular, como se ha puesto de manifiesto con la manifestación ecologista llevada a cabo ayer 22 de abril en Madrid, y espera que el gobierno de Zapatero cumpla con los compromisos electorales adquiridos ante la ciudadanía hace dos años.
FUENTE:ESTEBAN CABAL

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres