Blogia
LOS VERDES DE COLLADO VILLALBA "EQUO COLLADO VILLALBA"

DESARME....

DESARME....

Queremos un mundo en PAZ, y que sea verde. A esta frase (atribuida a Bill Darnell, uno de los tripulantes del Phyllis Cormack, el barco fletado en 1971 por un grupo de activistas pacifistas y antinucleares para protestar de forma directa contra las pruebas nucleares que los Estados Unidos realizaban en Alaska) se debe el origen del nombre de Greenpeace. Este nombre resume las dos facetas básicas del trabajo de Greenpeace, y su compromiso por la paz y el desarme global.

En 1975 las potencias nucleares del mundo acordaron deshacerse de sus arsenales y evitar que nuevos países se hicieran con armas nucleares. Casi 30 años después las promesas no se han cumplido y, ante la indiferencia de la opinión pública, la amenaza de las armas nucleares sigue siendo real: los líderes de Estados Unidos y Reino Unido admitieron la posibilidad de llegar a utilizarlas en el contexto de la guerra de Irak, Bush ha anunciado su intención de llevar a cabo de nuevo pruebas nucleares y cada vez más países cuentan con armas nucleares o con la capacidad técnica de fabricarlas.
Una amenaza tan real como la que supone diariamente el descontrol en el comercio de armas convencionales que cuesta la vida a centenares de miles de personas cada año. Un comercio en el que España ocupa un lugar relevante y que se realiza con poca transparencia e insuficiente control: el resultado es que países envueltos en conflictos o con situaciones de gran inestabilidad, como Israel, Colombia o Sudán, reciben armas desde España, violando así los compromisos internacionales de nuestro país.

Greenpeace trabaja para lograr la eliminación de las armas nucleares -y en general de las armas de destrucción masiva- y, hasta que se consiga, evitar nuevas pruebas nucleares y la proliferación de armamento. Para ello denuncia los incumplimientos de los compromisos internacionales, hace visible la ubicación de las armas nucleares en el mundo y moviliza a la sociedad contra la amenaza que supone este armamento.

En España trabajamos además para conseguir menos secreto y más control en las exportaciones de armas convencionales. Más información, para que el Parlamento y la sociedad civil puedan ejercer control sobre este comercio de la violencia y evitar que las armas españolas sean utilizadas por regímenes represivos, que alimenten situacddiones de conflicto e inestabilidad y que impidan el desarrollo sostenible de los países de destino.
FUENTE:GREENPEACE

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres